En un significativo acto, niños y niñas de dos albergues: Aldeas Infantiles San Antonio y Casa Remar, ambos de San Miguel; recibieron de parte del ministerio de Justicia y Seguridad Pública, decenas de zapatos, paquetes lúdicos y de limpieza y kit escolares; entre otros importantes artículos de uso diario.

La gestión se realizó a través de la Oficina local de Atención a Víctimas (OLAV) de la Dirección de Atención a Víctimas del ministerio de Justicia, cuyos servicios son brindados en San Miguel en el Hospital Nacional San Juan de Dios. Muchos de los pequeños, ahora beneficiados, han sido atendidos en esa OLAV y los resultados han sido satisfactorios.

El viceministro de Justicia, Raúl López, realizó parte de la entrega a decenas de niños, quienes se mostraron felices por este nuevo apoyo que les brinda un futuro prometedor. El viceministro afirmó: “De acuerdo al Plan El Salvador Seguro, eje 4, es responsabilidad atender a las víctimas de violencia, incluida la violencia económica es por eso que con mucha satisfacción realizamos esta entrega, convencidos que este tipo de programas se deben de fortalecer”.Brindan a niñez del oriente del país útiles implementos

Las autoridades del hospital realizaron la petición al ministerio de Justicia de crear un proyecto más amplio y cercano a las mujeres migueleñas, que han sido víctimas de la violencia. El viceministro López se comprometió a realizar las gestiones pertinentes para que esto sea posible a la mayor brevedad.

Después del acto protocolario, los niños y niñas realizaron juegos coordinados por la Policía Nacional Civil, y su unidad de prevención, que ejecuta una importante labor con la niñez migueleña: fomentándoles la armonía y los valores para así alejarlos de la violencia.