La prevención de accidentes tránsito provocadas por conductores que manejan bajo los efectos de alcohol o drogas será una prioridad para la Dirección de Toxicología del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública y la División de Tránsito de la Policía Nacional Civil.

Los controles inician el viernes 18 de marzo en horas de la noche y se extenderán hasta el próximo domingo 27.

Se tiene previsto realizar más de 3 mil pruebas antidoping en las principales carreteras que conducen a playas y centros turísticos del país.

En total serán 22 equipos de la Dirección de Toxicología que estarán desplegados en diferentes puntos a nivel nacional. Todo este esfuerzo es parte del Plan Verana 2016.

La realización de los dopajes forma parte de las medidas de prevención y tienen su base legal en el Artículo 66 de la Ley de Transporte Terrestre, Tránsito y Seguridad Vial, “todo conductor de vehículo automotor está obligado, cuando la autoridad competente lo requiera, someterse a las pruebas que se establezcan para la detección de las posibles intoxicaciones por alcohol, drogas, estimulantes o estupefacientes u otras sustancias alucinógenas”.

De igual forma el Artículo del Código Penal 147-E establece que manejar en estado de ebriedad o bajo los efectos de las drogas, será considerado como, “conducción peligrosa de vehículo automotor”.