La función policial es un servicio público destinado a garantizar el orden, la seguridad y el respeto a los derechos humanos en la sociedad, por lo que autoridades del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública junto a la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internación (USAID) presentaron el “Marco conceptual para el uso de la fuerza y el empleo de armas letales en la Policía Nacional Civil de El Salvador”.

“Este instrumento será la base de actividades formativas al interior de la Policía Nacional Civil”, expresó el director general, Howard Cotto.

El documento establece los procedimientos de su aplicación por parte de agentes policiales, y además servirá como instrumento de orientación sobre los lineamientos básicos para su uso en las diversas intervenciones.

Además, se destaca el uso adecuado de la fuerza en sus distintos niveles, tomando en consideración desde la presencia del uniformado, los comandos verbales, uso de medios no letales como la utilización de balas de goma, de gas pimienta y contacto físico; y cuando se hayan agotado éstos recursos y esté en peligro inminente la integridad física de una persona es cuando los policías estarán facultados para hacer uso de medios letales.

Este documento que ha sido firmado y aprobado por el Director General de la institución, tiene como objetivo institucionalizar la normativa jurídica nacional e internacional sobre el respeto a los derechos humanos y del uso de la fuerza y arma letal en el desempeño de las labores por parte del personal policial.