Los municipios de Apopa, Cuscatancingo, Mejicanos, Ayutuxtepeque y Soyapango, son parte de un proyecto de videovigilancia que busca disminuir la incidencia delincuencial en puntos clave de estos territorios.

Se trata de un esfuerzo coordinado entre los gobiernos locales, Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, Policía Nacional Civil y la Agencia Coreana de Cooperación Internacional –KOIKA.

En total se han instalado 208 cámaras que se interconectarán a más de 700 que ya funcionan en diferentes puntos del Gran San Salvador.

Los dispositivos cuentan con un software que permite la lectura de placas y cruce automático contra listado de vehículos con reporte de robo, además analítica y análisis forense de videos: colores, tamaños, conteo de personas, automóviles, seguimiento de patrones entre otros.Sistemas de video vigilancia unirá a cinco   municipios del Área Metropolitana de San Salvador

El monto para este proyecto de video vigilancia asciende a $3,728,188.80 que incluye además la instalación de fibra óptica para un mejor desempeño.

“No dudamos que están impactando en la seguridad de los ciudadanos de estos municipios, y aportando a que la Policía sea más efectiva en la labor de prevención y combate a la criminalidad” dijo el ministro de Justicia y Seguridad Pública, Mauricio Ramírez Landaverde.

Los cinco municipios en los que se han instalado estos dispositivos forman parte de los territorios priorizados en el Plan El Salvador Seguro.

En estos lugares se trabaja en la articulación de esfuerzos conjuntos entre los gobiernos locales y las diferentes instituciones de gobierno a fin de prevenir y enfrentar la violencia.